DADA: Underground en dictadura (Leonardo Aller)

screenshot_00003Reseña enviada por:

J.

@ensayo_error

DADA: Underground en dictadura (2011)

Leonardo Aller

Libros La Calabaza del Diablo

Páginas: 116

 

“Nos preguntábamos si esta hueá de dictadura se iría a acabar algún día. La televisión era pura mierda, la radio igual. Como nosotros escuchábamos puro rock’n’roll, no le dábamos muchas vueltas al asunto”

 

Observar el devenir de los movimientos musicales que surgen en la segunda mitad del siglo XX implica necesariamente desviar la mirada hacia las condiciones de posibilidad que los rodean: el largo proceso que va desde el blues al jazz –góspel mediante- como espejo de las transformaciones y movimientos de los negros en Norteamérica o el Kraut rock como contestación al desencanto en la Alemania posguerra, por ejemplo. “DADA, Underground en dictadura” de Leonardo Aller es, a su manera, un ejercicio testimonial que ilustra desde un relato biográfico el surgimiento del punk en Santiago en el spleen de la dictadura y la geografía de unas amistades que florecen en el centro de una ciudad controlada.

 

Trailer del documental “Pank: orígenes del punk en Chile” de Martín Núñez, situado en el mismo contexto que las memorias de Aller.

 

De esta manera, somos testigos del nacimiento de “Los Dada”, banda que formó Leonardo “Lalo” Aller junto a Sergio “TV Star” y que se transformaría en un verdadero ícono de la movida underground de los ochenta, pese a no contar con ningún disco ni menos con medios de difusión al alcance. Y es que tal vez ahí es donde reside el valor del libro: más que un objeto literario, lo que tenemos acá es un documento escrito desde el ojo del huracán por uno de sus sobrevivientes. Memorias que van siendo sacadas de un fondo de botellas de aguardiente y casettes punks de segunda mano.

Recuerdos que van persiguiendo signos y artefactos para reconstituirse. Porque en toda biografía coinciden lo personal y lo histórico, de las calles de la infancia, las fiestas con los Pinochet Boys y las botellas de grapa en Plaza Italia pasamos a la instalación de Matucana 19 como un lugar que aunó a toda la camada de artistas visuales, músicos y poetas de la época; los primeros ensayos de unos Fiskales Ad-Hok –íntimos amigos de Los Dada- todavía jóvenes que sobrevivirían pese a la precariedad de medios y recursos; o la represión policial que tantas veces melló las tímidas iniciativas que intentaban recuperar la noche sitiada. Y están, por supuesto, las bandas: junto con Los Dada aparecen los ya mencionados e insignes Pinochet Boys, Fiskales Ad-Hok, Políticos Muertos, Vandalik, Josefina Rock, Índice de Desempleo y muchísimas más. Aller, en este sentido, se sabe un privilegiado. Testigo y protagonista de la agitación subterránea que hizo del punk un estilo de vida y una forma de resistencia a la dictadura, va seleccionando hitos, trazando el mapa y la línea de tiempo de una especie de edad dorada que, como todo momento fundacional, brilla hasta ser devorada por la espesura del tiempo. Sus protagonistas crecen, se marchan del país, tienen hijos. Se acaba la dictadura. Llega la democracia, las discográficas. Las cosas cambian.

Testamento o reconstitución de escena: acá no importa cuán pulida sea la prosa ni la sistematización de los hechos. Aunque Calabaza del Diablo descuida en algunas páginas la edición del texto, me parece muchísimo más coherente esa estética de fotocopia como correlato material de una escritura rápida, a ratos descuidada, trunca; una voz ciertamente marginal que da cuenta de una historia que se articuló desde los bordes, desde la muda noche dictatorial, entre cabellos pinchos, guitarras y bototos.

¿Te gustó este artículo?
Written By
More from Lo que leímos

Talleres Abiertos UDP: Zurita, Electorat y Bisama – Agosto, octubre y noviembre 2017 – Universidad Diego Portales, Santiago

Tres talleres literarios gratuitos se realizarán durante el segundo semestre de este...
Read More

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *