Por qué se pelearon los dos Ivanes (Nikolái Gógol)

Повесть о том, как поссорился Иван Иванович с Иваном Никифоровичем (1835)
Ático de libros
ISBN: 9788493780968
Nikolái Gógol (1809-1852)
96 páginas
Precio referencial: 9.90 €
Tengo un tío que bien podría ser mi abuelo. Me cuenta historias que repite en diferentes momentos hasta el punto que casi las he memorizado, incluso en las inflexiones de voz de las que se vale para acentuar donde considera que es necesario, así como los momentos en que a él le causan especial risa. He llegado a reír antes que relate la parte precisa en que se supone que debería hacerlo; pero él no se da cuenta, tiene más de setenta años y está feliz con el sólo hecho de que alguien le ponga atención. Sus historias son anécdotas de su propia vida, relatos de situaciones que vivió, lugares que conoció, gente con la que se relacionó cuando era joven. En sus anécdotas no hay héroes, ni reyes ni princesas, ni situaciones realmente notables, por el contrario, son mundanas, reales, vívidas. Él va contando ufano, levantando un poco la vista cada tanto rato, como si allá arriba en algún lugar que sólo él puede ver,  se encontrase aquel recuerdo que se convertirá en las siguientes palabras…
Mi tío es algo así como Gógol. Jamás ha escrito una novela y difícilmente terminó el colegio –la vida era muy distinta y sus condiciones sociales también–; Gógol comienza un relato, hablándonos de cualquier gente, y va componiendo una historia humana, doméstica, real. No hay héroes ni actos heroicos; al contrario, hay hombres cometiendo errores, tratando de aprovecharse, sufriendo mal entendidos. Está el ridículo de la conducta humana, el mismo ridículo que mi tío va hilvanando en su propia vida, ahora que puede verlo todo con distancia, sin avergonzarse de sus propios errores, sino que teniendo la capacidad de reírse con vigor de ellos. No quiero desviarme demasiado… Gógol.

Por qué se pelearon los dos Ivanes es la historia de una anécdota torpe, que perfectamente podría jamás haber ocurrido, pero como hablamos de un escritor que relata sobre personas, sobre realidades, sobre el hombre tal cual es, se encuentra con que sí ha sucedido y que ha sucedido mil veces. En Por qué se pelearon… dos amigos entrañables, los mejores amigos (los dos “Ivanes”) un día cualquiera se ofenden mutuamente por alguna torpeza y en vez de disculparse, como cabría esperarse, logran ofenderse aún más por cualquier cosa. Eso es todo. Sí, eso es todo. Es Gógol entreteniéndose en un acto que antes que él se atreviera jamás habría llegado a la pluma de un escritor, es Gógolelevando al hombre común y corriente, a aquel que no emprende hazañas, a aquel que no es digno de estándartes, al nivel de objeto de loas, a ser poetizado, no en sus momentos de mayor lucidez siquiera, sino que en sus mundanas torpezas, en la torpeza cualquiera en las que caemos todos de tanto en tanto.
Mi tío es como Gógol. Y se ríe de sí mismo y del hombre, relatando cuánto podemos reírnos de nuestras propias actitudes, y haciendo de eso material sublime en la conversación larga, sobre cualquier cosa… solo que esta cualquier cosa es el hombre, que va comportándose tan humanamente que hasta nos parece ridículo.
¿Te gustó este artículo?
Written By
More from G. Soto A.

COLUMNA: Libros fantásticos

Una primera aproximación a los libros Tengo una pequeña, una niña que...
Read More

1 Comment

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *